Historia Del Aire Acondicionado

Historia Del Aire Acondicionado

En el siglo XXI la climatización en interiores es algo que damos prácticamente por asumido. No obstante, durante la mayor parte de la historia de la humanidad, los únicos modos para regular la temperatura se limitaba a quemar combustibles para mitigar el frío en invierno, y mantenerse hidratados y bajo las sombras durante los meses más calurosos del verano.

Algunos sistemas de climatización primitivos ya se utilizaban en el antiguo Egipto, como el de colgar toallas húmedas en las ventanas para que la evaporación del agua refrescara el aire entrante. Otro sistema fue la invención y el uso del ventilador propulsado por animales o prisioneros en el lejano oriente, muy similar a los ventiladores que utilizamos hoy en día salvo por el método de propulsión.

Durante la edad media, varios sistemas de creación de hielo se popularizaron para preservar alimentos, pero ninguno de ellos se utilizó de una manera extendida y viable para climatizar estancias.

primer aire acondicionado de la historia

El primer aire acondicionado eléctrico no llegó hasta 1902 , inventado por Willis H. Carrier en Buffalo, Nueva York, con el objetivo de climatizar una nave industrial destinada a la impresión. El problema principal de los aires acondicionados anteriores era la incapacidad de regular la humedad del aire, lo cual generaba una serie de problemas que dificultó su implementación.

Al solucionar el problema de la regulación de humedad, los sistemas de aire acondicionado se instalaron en numerosas fábricas de los Estados Unidos durante las primeras décadas del siglo XX, contribuyendo a un mayor bienestar de los trabajadores y a un notable aumento de la productividad.

A finales del siglo XX se desarrolló la tecnología para eliminar o reducir los gases tóxicos que utilizaban los primeros sistemas de aire acondicionado, y a día de hoy se invierte en la limpieza, sostenibilidad, y seguridad de los aparatos para que todo el mundo pueda disfrutar de una climatización a medida.